Estepa, un precioso pueblo de la provincia de Sevilla, repleto de espléndidos monumentos y piezas escultóricas, es conocido en todo el mundo por su saber hacer en el arte de la dulcería. Merecida fama tienen sus mantecados, polvorones y alfajores, cuya tradición se remonta a tiempos romanos y árabes.

 

   Desde mucho tiempo atrás, al acercarse la Navidad, numerosas familias estepeñas se entregaban, en sana competencia, al mismo rito: comprar buena harina y mejor manteca, triturar almendras, amasar, moldear, colocar las gustosas pepitas de ajonjolí, la masa fragante, quedarse con lo necesario y mandar lo demás lejos, a veces muy lejos, a parientes y amigos. Esta creciente demanda de dulces de Estepa propició la creación de numerosas Empresas de origen familiar.

  

   Mantecados y Polvorones El Mesias nació en el año 1958 por iniciativa de Don Francisco Pradas Gómez. Al principio con muchas más ilusiones que medios pero siempre  con dos propósitos irrenunciables: conservar la tradición y ser fieles a la más estricta calidad.

 

   Esta manera de proceder y la gran variedad de sabores e ingredientes ha supuesto  que los dulces que producimos en nuestra factoría de Estepa tengan gran aceptación entre los consumidores. Gracias a ello El Mesias es marca líder en el sector.